Michael Schumacher cumple hoy 45 años mientras lucha por su vida

El campeón más grande en la historia de la Fórmula 1, Michael Schumacher, pasará su 45 cumpleaños en un hospital de Grenoble, en el sureste de Francia, donde se mantiene en un coma inducido después de un accidente de esquí

Publicado en:
03 enero, 2014 @ 01:06
Publicado por:
PedroZC
Ultima Revision en:
03 enero, 2014 @ 01:10
Ultima Revision por:
PedroZC
Categoria:
Tags:

Hace 10 años Michael Schumacher festejaba su último campeonato dentro de la Fórmula Uno, el séptimo en su historia y un número que hasta el día de hoy parece difícil quien lo alcance, y más aun, lo supere; aquel que lo haga podrá ser nombrado como el mejor de la historia, un título que aún hoy recibe El Kaiser, quien no tendrá una fiesta de cumpleaños, y es que, a cinco días del accidente que lo tiene en coma inducido en el hospital Universitario de Grenoble, en Francia, su estado de salud es crítico.

En el quinto piso del nosocomio, donde Schumacher duerme desde el domingo, se libra una batalla hora a hora para salvarle la vida. El hombre que únicamente resultó con una grave lesión en su paso como piloto profesional, Silverstone 1999, hoy libra una lucha tras el accidente de esquí acontecido el domingo y que le dejó múltiples lesiones cerebrales, las cuales, no han agravado, y por ello los médicos pueden decir que se mantiene "estable".

Michael Schumacher el piloto mas exitoso de todo los tiempos en la Formula 1.

Por estas fechas, hace 10 años, el nacido en Kerpen, Alemania, ya pensaba en una temporada más con Ferrari. Tras seis títulos ganados, cuatro de ellos con la Casa de Maranello, ya era el piloto más exitoso de la serie. Poco podía hacer para superarse asimismo, pero si algo podía realizar Schumajestad era conquistar nuevos terrenos; y lo hizo. La temporada 2004 quedó marcada por sus 13 victorias, siete de forma consecutiva, el mayor número en la historia para una sola campaña, marca que apenas este 2013 empató su compatriota Sebastian Vettel, con una sutil diferencia; cuando el germano lo hizo fue con 18 carreras en el calendario, mientras el joven maravilla lo obtuvo con 19.

El mundo del automovilismo se hincó ante un Schumacher que parecía no tener límites, y que tan solo unos años antes, en el 2000, lloraba como un niño en el Gran Premio de Italia, escoltado por su hermano Ralf (Williams) y el finlandés Mikka Hakkinen (McLaren), cuando superó las 41 victorias del brasileño Ayrton Senna. El alemán llegaría hasta 91 totales, la última de ellas en el Gran Premio de China de 2006, una fecha antes de su primer retiro.

Las oraciones por su recuperación llegan de todos lados. La familia envió un mensaje a través de las redes sociales para agradecer el cariño mostrado por la gente, quienes esperan ver como el rey de la Fórmula Uno logra una nueva remontada, y es que en el vocabulario de Schumacher la palabra rendirse no existe; muestra de ello fue el Gran Premio de Brasil del 2006, cuando una pinchadura lo mandó al último sitio en el momento que peleaba el título contra el español Fernando Alonso. Como un guerrero aferrado a entregar su última gota de sangre antes de claudicar, el alemán inició una serie de rebases que lo llevaron hasta el cuarto puesto, insuficiente para su octava corona, pero suficiente para robarse el corazón de los fanáticos de la Fórmula Uno al dejar en claro que rendirse nunca fue una opción.



Razine Podcast en VIVO!

dias
0
horas
0
0
minutos
0
0
segundos
0
0

Razine.com, powered by: